Ropa interior para el novio

Ropa interior para el novio

¿¿¿¿Te vas a casar???? ¡¡¡¡Enhorabuenaaaa!!!! Va a ser uno de los mejores días de tu vida, y lo recordarás para siempre!

Ya tienes el restaurante…, el fotógrafo…, los detalles de los invitados…, el vestido de la novia…, qué se te olvida??

Veamos, has pensado ya en la ropa interior que vas a ponerte? Es una de las primeras cosas en las que la novia se centra una vez tiene decidido el vestido. Tiene en cuenta su color, su forma y que le siente bien, que se encuentre cómoda y se vea sexy al mismo tiempo. Y tú? Ya tienes el traje?

La ropa interior para el novio es igual de importante. Pues también eres protagonista, y la ropa interior para el día de tu boda no debe quedar para ser elegida en el último momento y a correr.

Siguiendo los mismos criterios que la novia, pero ordenados según nuestras prioridades, has de tener en cuenta los siguientes puntos a la hora de elegir la ropa interior para un día tan importante:

Comodidad: céntrate en lo que usas habitualmente; sacarte por completo de lo que estás acostumbrado a llevar todos los días puede ser divertido en cualquier otro momento, pero no el día de tu boda. Si no te sientes cómodo, no sólo no notarás tú. Todos los invitados lo podrán percibir, y quedará plasmado en las fotografías para siempre. La comodidad es lo más importante para disfrutar de la fiesta como se merece. Si aún así decides arriesgarte, compra un par de prendas y úsalas los días previos para habituarte y ver qué tal te sientes con ellas.

Elegancia: seguro que tienes en el cajón varios calzoncillos que te resultan comodísimos, pero es probable que no sean los apropiados para que sea lo primero que vea tu recién estrenada esposa (o esposo…) la noche de bodas. Con todo el trabajo que estás llevando para crear ese día un ambiente de armonía y elegancia, sigue por el mismo camino en la elección de tu ropa interior. Las bodas son elegantes por definición, y el calzoncillo es lo primero con lo que empezarás el día!

Color: una vez decidido el formato entre boxer o slip, y aclarado que este día merece una ropa interior en consonancia, debes pensar en el diseño. Salvo que consideres imprescindible utilizar una prenda “rompedora” (ya acordamos en que lo más importante es que tú te sientas cómodo de verdad), lo recomendable es utilizar ropa interior de un sólo color y siempre acorde con el traje que has elegido. No estaría bien que se viera la goma blanca sobresalir por encima de la cintura de un pantalón azul, y viceversa: si el traje que vas a llevar es de color claro, decántate por ropa interior blanca o nude y, en cualquier caso, pruébate el conjunto entero con antelación para asegurarte de que nada se marque o se transparente.

Para los detalles de color es mejor confiar en los calcetines (son la nueva corbata), que además pueden ir en consonancia con los complementos de la novia.

¿Y llegada la noche?

Si después de horas de emociones, bailes y desmadres, todavía te apetece echarte unas risas puedes poner algo de picardía en la noche de bodas y atreverte con estampados y diseños especiales que harán que tu pareja caiga rendida en tus brazos ;-)

        

Y ahora que todo está preparado, nervios fuera y ... a disfrutar de la fiestaaaa!!!